Tu lista de verificación digital para hacer orden

12 de Agosto de 2020

Por Jennifer Fossenbell

¿Ya no sabes para qué son todas las aplicaciones de tu teléfono? ¿Perdiste el rastro de un archivo que necesitabas, o peor aun, no puedes recordar en qué plataforma lo guardaste siquiera?

A medida que acumulamos aplicaciones, archivos, credenciales de ingresos y suscripciones, nuestros espacios digitales se desordenan como esa pila en la esquina del garaje. Con el tiempo, nuestra presencia digital se amplía e incluso obstruye el almacenamiento físico de nuestras computadoras y otros dispositivos, como también consumen nuestro tiempo y energía valiosos para seleccionar entre innumerables iconos y listas de archivos y programas.

Organizar el desorden electrónico requiere más que una única sesión de limpieza. Requiere mantenimiento constante por medio de algunas rutinas básicas. Si cumples con esta lista de comprobación de limpieza digital de manera regular, puedes organizar tu vida electrónica y reducir tu presencia digital actual y futura. Además, puedes descargar esta lista de verificación como referencia fácil al final del artículo.

  Cerrar cuentas que no se utilizan

Una excelente manera de empezar es desactivar las cuentas en línea que ya no utilizas. Los datos sugieren que, en promedio, los estadounidenses tienen 150 cuentas en línea. En el pasado has creado demasiadas cuentas creadas para un fin específico, pero ya no las tocas hace años: cuentas de servicios públicos antiguas, proveedores de servicios anteriores, compras en línea por única vez, herramientas y servicios tecnológicos, redes sociales, etc. Piensa en las cuentas que cayeron en desuso debido a que cambiaste de trabajo, te mudaste a una ciudad o un estado diferente, o dejaste de seguir una plataforma o actividad de red social en particular.

Una búsqueda rápida por la Web de tu nombre o nombres de usuarios es la única manera de ver dónde apareces y que ya te olvidaste. También puedes buscar en los archivos de email para encontrar los emails de "bienvenida" de los sitios donde creaste cuentas. Estas son todas excelentes oportunidades para hacer limpieza.

Lo ideal es cerrar todas las cuentas que no hayas usado hace más de un año. Esto no solo reducirá la cantidad de emails que ingresan en tu buzón, sino que también aumentará tu seguridad en línea. ¿De qué manera? Bien, si eres como casi la mitad de todos los estadounidenses, reutilizas las contraseñas para varios ingresos de cuentas. Si alguien accede ilegalmente a una cuenta antigua que no usas sin que te des cuenta, ahora ese hacker tiene acceso a parte de tu información personal y podría descifrar el ingreso de otras cuentas que tienen la misma contraseña. De manera que, debes hacer dos cosas: refuerza la seguridad de tus contraseñasy cierra todas las cuentas innecesarias.

  Desinstalar aplicaciones que no se utilizan 

Si eres como muchas personas, es posible que te guste descargar varias aplicaciones para la misma finalidad y probar cada una antes de elegir una favorita. ¡Está bien! Pero, no te olvides un paso importante: desinstala las aplicaciones que decidiste que no utilizar. Pueden ocupar un espacio y memoria valiosos de tu tableta o smartphone. Piensa en todas las aplicaciones que no te sirven o que usaste por poco tiempo y luego abandonaste.

Es buena idea echar un vistazo a todas tus aplicaciones móviles en unos meses y desinstalar las que ya no usas. Puedes hacer lo mismo en tu computadora personal: desplázate por la lista completa de programas del panel de control o de configuración de tu computadora y desinstala los que ya no uses y que es poco probable vuelvas a usar en el futuro.

Un consejo de precaución acerca de las aplicaciones de tu laptop o computadora de escritorio: si ves un programa en la lista de softwares que no reconoces, no lo desinstales sin investigarlo un poco. Puedes realizar una búsqueda en línea rápida con el nombre del programa para averiguar qué es y para qué sirve. Si tienes dudas, déjalo y pide ayuda, ya que puedes ocasionar problemas imprevistos si eliminas software que necesita tu sistema operativo o dispositivos periféricos para funcionar correctamente.

  Cancelar la suscripción de las listas de correo

¿Cuántas listas de correo y boletines informativos recibes por semana: 5, 15, 50? Cualquiera sea la cantidad, ¿a cuántos de esos en verdad te suscribiste y cuántos comenzaste a recibir después de una compra, cuando el minorista te agregó a su lista de email? Cuanto más activo estés en la Web, más probable será que recibas emails que nunca pediste específicamente recibir. Con el tiempo, podrías perder un registro de lo que te llega al buzón y todo este desorden podría dificultar que veas emails importantes que en verdad necesitan tu atención.

Podrías tener la mejor intención de leer boletines informativos a los que en verdad te suscribiste. Pero, si no te deshaces de esos, pueden causar sensación de estrés e incluso culpa. Tómate el tiempo para revisar tu buzón, sé sincero contigo mismo y hazte el favor de hacer clic en ese pequeño enlace "Cancelar la suscripción" que está debajo de todos los boletines informativos que no leas o esa acribillada comercial que nunca solicitaste.

  Organizar el email

Suele ser necesario tener al menos dos direcciones de email en estos tiempos, ya que ciertas plataformas como Gmail y Yahoo requieren un email de respaldo en caso de que no puedas ingresar a tu cuenta. No obstante, tener muchas cuentas dificulta estar al día con tu email.

De manera que, si tienes varias direcciones de email, redúcelas a solo dos o tres, si fuera posible. Por ejemplo, podrías tener una cuenta laboral/comercial o de estudio, una personal y una para que uses como dirección para el correo basura de las listas de email y compras. La mayoría de las plataformas actuales te permiten derivar todas las cuentas de email a una aplicación y verlas todas en un buzón. Esto puede facilitar mucho estar al día con tu email

A continuación, usa las etiquetas, las carpetas y los filtros de la aplicación de email para organizar tu buzón y conseguir el esquivo e ideal "cero en el buzón". Por ejemplo, designa una categoría para los boletines informativos no esenciales y crea un filtro para dirigir todos los boletines informativos de email automáticamente, para que puedas mirarlos después si lo deseas, sin que se apilen en la bandeja de entrada.

Mantener ordenado el email depende también de tus hábitos de lectura y respuesta. Por lo general, los expertos coinciden en que lo mejor es verificar los emails con menos frecuencia durante el día, pero destinar tiempo a resolverlos en verdad cuando los lees por primera vez, ya sea haciendo la tarea solicitada de inmediato, enviándolo a la lista o a la carpeta "pendiente" si llevará más tiempo, reenviarlo a la persona correspondiente o responder en el momento. El objetivo es mantener controlado el buzón y resolver esa lista de mensajes nuevos a diario o a menudo.

  Limpiar los escritorios y las descargas

¿Sueles guardar cosas en el escritorio para encontrarlas fácilmente? Si es así, no eres el único. Pero, con el tiempo, esto puede ser contraproducente ya que el escritorio se carga con muchos archivos e iconos. Todos los meses, más o menos, limpia el escritorio, guarda las cosas que necesitas en las carpetas correspondientes y elimina el resto.

Lo mismo sucede con la carpeta de descargas. Cuando descargas imágenes, programas y otros archivos, la carpeta de descargas se va llenando y consumiendo el almacenamiento de datos y dificultando realizar un seguimiento de los archivos. Límpiala con frecuencia, guarda lo que necesitas en otro lugar y elimina lo que ya no necesitas.

  Transferir los datos y las fotos a la nube

Muchas personas se preguntan por el beneficio de transferir los datos a la nube. El beneficio principal es realizar el respaldo de los datos de manera automática en un lugar seguro, para que no pierdas nada si tu disco duro se rompe o si el teléfono se cae en el retrete. Pero, otro enorme beneficio de la nube es que tus archivos estén disponibles donde sea que estés. Puedes acceder a ellos desde tu teléfono, laptop o tableta con facilidad y cuando haces cambios en un dispositivo, no tienes que preocuparte por actualizar todo el resto.

Otra función excelente de la nube es la capacidad de respaldar automáticamente todas las fotos y los videos desde tu teléfono. Puedes hacerlo por medio de aplicaciones como Google Photos, Apple Photos, Microsoft One Photo, etc. Tener activada la función de respaldo automático en cualquiera de estas aplicaciones te asegurará de que si pierdes o dañas tu teléfono, no perderás tus fotos. Incluso, puedes usar la configuración para eliminar fotos y videos de tu teléfono una vez que haya un respaldo seguro en la nube para liberar más espacio.

  Escanear en busca de virus y malware

Los virus y malware pueden causar toda clase de problemas arteros. Si tienes suerte, solo harán todo más lento, pero en el peor de los casos, pueden dejar al dispositivo inutilizable. Es fundamental que un software antivirus se ejecute en la computadora y en otros dispositivos todo el tiempo. Si fuera posible, configura el programa de antivirus para que ejecute un escaneo automático cada semana. Si tu software no tiene una opción de programación incorporada, entonces, establece tu propio calendario para ejecutar un escaneo de virus y malware por semana o la frecuencia que puedas.

Muchas de estas herramientas también se pueden usar para descubrir todo lo que hace lento el rendimiento del dispositivo, no solo archivos maliciosos, sino cookies y archivos basura que ocupan espacio y afectan el rendimiento. Notarás una gran diferencia en la velocidad de tu computadora y en la capacidad de respuesta después de una limpieza y, si controlas esto, puedes evitar que se generen problemas peores y eviten que tus dispositivos funcionen mejor con el tiempo.

Resumen

Todas estas tareas parecen que fuera algo más para administrar, pero lo vale. Cada elemento de esta lista de verificación te simplificará la vida virtual y reducirá tu presencia digital. Procura incorporarlas a tus rutinas, una a la vez, si fuera necesario. A medida que estas prácticas se conviertan en hábito y tu desorden electrónico se reduzca, notarás un poco más de espacio en tus dispositivos y en tu cerebro. ¡Diviértete ordenando!

Por último, ¡no dejes que los dispositivos usados formen un cementerio digital en tu armario! Haz un bien para todos y conoce cómo reciclar o donar tus aparatos electrónicos antiguos


Este blog tiene fines informativos únicamente y es posible que el usuario final deba realizar una investigación y verificación adicional. Asimismo, la información es suministrada en el estado en el que se encuentra, sin garantía ni condición de ningún tipo, ya sea expresa ni implícita. El riesgo que implica el uso de esta información corre por cuenta del usuario final. CenturyLink no garantiza que la información cumpla con los requisitos del usuario final ni que mediante la implementación o el uso de esta información el usuario final obtenga el resultado deseado.